Posteado por: BOX8 | 14 julio 2010

DESHIELO, por Maria-Mercè Marçal

“El momento del deshielo [desglaç] es un momento doloroso pero abierto. Hay muerte, desaparece el armazón que inmoviliza, pero que también sustenta; lo sólido da paso al intento, aún, de dar forma a lo informe, de ordenar el embate. La desintegración aparente es también la posibilidad de fluir. Lejos queda la rigidez, el envaramiento, los movimientos de autómata, la repetición compulsiva y mecánica de los gestos. Camino fluido, de nuevo sin esquemas ni pautas, que es, a su vez, camino de revivir, de retomar, de reidentificar, de renombrar, de rehacerse.”

Maria Mercè Marçal – LLENGUA ABOLIDA, 1989.


Responses

  1. Los Peritos (morenos no, pero sí álgidos de desidia) currantes de julio te agradecemos con fruición esta deseable promesa proteica del hielo.

    Me gusta

  2. Hay que sobreponerse. Hay que levantarse, sacudirse el polvo y seguir adelante.

    Me gusta

  3. SAL ABIERTA
    ¿Sabes? Me gusta tu cabeza y me gusta tu culo
    -dos mitades gemelas desparejadas-.
    Mi lengua como un caracol silente
    recorre lento todo el árbol, de la raíz a la copa.

    Con el amor a cuestas, como una casa cerrada,
    y una pizca de miedo en lo alto de las antenas,
    me emparro por la corteza y amo cada nudo,
    cada hoja y la carcoma que llora de vez en cuando.

    ¿Sabes? Me gusta tu culo y me gusta tu cabeza.
    Un camino-laberinto de saliva brillante
    une los rincones que el sol con corte seguro
    divisa.

    El paisaje diverso de la bola del mundo
    es tu cuerpo, hoy, ofrecido como un delirio
    de tierra a mi anhelo de boca viajera.

    POEMA DE MARIA MERCE MARÇAL ANTOLOGIZADO POR LUIS ANTONIO DE VILLENA EN SU LIBRO “AMORES IGUALES”

    Me gusta

  4. “Los arroyos del hielo desatados”. Aysh, ¿pero no te da la sensación de que hemos llegado a la época del deshielo permanente? ¿Puede uno actualmente construir algo que no se disuelva en un pispás?

    Me gusta

  5. Pienso que estamos necesitados del deshielo para fluir para volver a ser vivos
    Saludos

    Me gusta

  6. Fluir, sí, que bajo el hielo quizá estén los adoquines

    Me gusta

  7. […] momento, el horizonte parece más lejano y se inicia ese proceso de deshielo que tan bien describe María Mercè Marçal. Momentáneamente sin coraza, nos tambaleamos. Y surge entonces otra conciencia, a veces tímida […]

    Me gusta


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: